¿Dónde puedo colocar mis ahorros en 2018?

En este post nos dedicamos a empezar a explicar dónde puedo colocar mis ahorros en el año 2018. En las publicaciones sobre bolsa, esta tarea se denomina asignación de activos.

Quizá ésta debería ser una de las publicaciones con las que haber empezado este sitio sobre inversión aunque, hasta ahora, me he dedicado a mi tema favorito: la inversión en renta variable.

¿Invertimos el 100% de nuestros ahorros en renta variable o debemos diversificar?

Para dar respuesta a esta pregunta, nada mejor que leer a Jack Bogle. En el capítulo 3 de su libro Cómo invertir en fondos de inversión con sentido común, ofrece un reparto sencillo de activos propuesto en el Talmud de Babilonia, de hace más de 14 siglos, y que consiste en:

  • 1/3 en bienes inmuebles
  • 1/3 en negocios
  • 1/3 en efectivo

Si queremos aplicar este reparto en nuestros días, la mayor parte de nosotros tenemos que descartar la inversión en bienes inmuebles (pisos por ejemplo) por el elevado capital del que deberíamos disponer. Por ejemplo, el precio de un piso decente en condiciones para alquilar es de al menos 80.000 euros. Dedicaremos alguna entrada a este tipo de inversiones.

¿Cómo queda el reparto anterior?

Así, tenemos que repartir el tercio de bienes inmuebles entre los otros sectores. Como 1/3 de efectivo me parece cantidad suficiente, acumulo la inversión en bienes inmuebles a la
inversión en negocios, de forma que el nuevo reparto es:

  • 2/3 en negocios
  • 1/3 en efectivo

Sobre el segmento de negocios, Bogle propone básicamente dos tipos de inversión: renta variable y renta fija.

Recordemos que la inversión en renta fija consiste en invertir en productos
(letras, bonos, obligaciones) que nos dan una cantidad fija anual
de interés a cambio de nuestro capital. Además, nuestro capital está comprometido
en la inversión por un número de años al final de los cuales
nos devuelven el capital inicial que invertimos.
Hablaremos de la inversión en renta fija con más detalle más adelante.

Reparto entre acciones y renta fija

Nuevamente Bogle en el capítulo 3 de su libro nos da una recomendación
general de cómo repartir nuestros ahorros entre renta variable y renta fija:
“dos tercios en acciones (renta variable) y un tercio en bonos (renta fija)”.

De esta forma, el reparto queda como sigue:

  • 4/9 en renta variable
  • 2/9 en renta fija
  • 1/3 en efectivo

¿En qué se traduce esto? En https://www.coinc.es/blog/noticia/ahorro-medio-espanoles se muestran las cantidades ahorradas por los españoles en 2017. De acuerdo con esos datos, supongamos un español típico que ahorrara sobre 90 euros al mes. En ese caso, dispondría de 1080 a euros al año que se repartirían de esta forma:

  • 480 euros en renta variable
  • 240 euros en renta fija
  • 360 euros en efectivo

Respondiendo a la pregunta inicial, invertir el 100% en renta variable es posible pero sólamente recomendado para inversores estables emocionalmente y/o personas jóvenes que tienen un horizonte de inversión muy lejano. Para el resto y como regla general podemos seguir el reparto que propone Jack Bogle.

A partir de ahora, abrimos un nuevo tema en este blog: La inversión en renta fija.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.